martes, 10 de febrero de 2015

El Engaño del Proyecto 666
















EL ENGAÑO DEL PROYECTO 666 Y LA VERDAD INVENCIBLE DE JESUCRISTO

 

 


TEXTOS CLAVES:
Apocalipsis 13:18;  Juan 4:23;  Apocalipsis 13:2;  Salmos 106:1; 1 Juan 2:18;  Apocalipsis 13:16;  Juan 3:19-21;  Juan 14.6; 
 Marcos 4.22;  Apocalipsis 13:2-3;  Apocalipsis 13:4;
1 Tesalonicenses 4:16-17;
 Lucas 12:40
 
ENLACES A LA NOTICIA:
 
  1. 666 the 666 project 666 the666 project666 Bienvenido a El 666 / Proyecto 666 en idioma español! 666 - The 666 - Project 666 - 666 - El 666 - Proyecto 666 - 666
    www.the666.com/

 

 

 

 

 

 
 
 

 

 

  

 

 

 

 

  A inicios de la década de los años ‘90, por primera vez y a través de la Internet se lanzó una campaña internacional para la divulgación y apoyo al denominado “Proyecto 666”.   La pregunta es: ¿en qué consistía dicho proyecto? Bueno, su objetivo era y es crear una nueva economía y orden mundial que permita la creación de ese paraíso en la tierra, posible sólo de lograr con el sistema de negocios 666, código de negocios 666, y código de identidad 666, con los que nadie podrá comprar ni vender y con los que se acabará también la explotación, la miseria, las injusticias sociales, el enriquecimiento ilícito, los robos, crímenes y delitos económicos; permitiendo también administrar y crear con base en conciencia y justicia moral, las riquezas más inigualables a las que pueda aspirar la humanidad, y para resolver problemas políticos – sociales.

 

    Amigos y hermanos, es interesante observar el nombre que le han dado a esta iniciativa, “Proyecto 666”; y la Biblia nos dice en Apocalipsis 13:18: “Aquí hay sabiduría.  El que tiene entendimiento, cuente el número de la bestia, pues es número de hombre.  Y su número es seiscientos sesenta y seis.  Ahora note quién aspira dirigir este nuevo orden político y económico mundial, con el llamado proyecto 666, es nada más y nada menos que el señor Michel Smiely; él dice que logrará su objetivo con el apoyo de 666 millonarios de todo el mundo que de manera desinteresada, altruista, solidaria y honesta, aporten incondicionalmente un millón de dólares de ayuda para la realización y éxito del “Proyecto 666”, en todo el mundo. (Página 126).

 

      Michel Smiely sueña con un gobierno europeo mundial integrado por  66 estadistas y hombres ilustres de todo el mundo, para gobernar con ellos y desde el mercado común europeo, exitosamente a la humanidad.  Cabe preguntarse quién es ¿ Michel Smiely?  Este señor es un escritor y poeta de la República Dominicana, que estuvo muchos años radicados en Estocolmo, Suecia, y dice que él recibió su llamado de crear un nuevo orden mundial el viernes santo del 17 de abril, del año 1992, mientras él oraba frente a su altar con una vela encendida, ante la imagen o retrato del Señor Jesucristo. 

 

     Mis amados hermanos, aquí tenemos de partida el primer inicio de una levadura de falsedad.  ¿Jesús qué dijo, con respecto a los verdaderos adoradores?  Dijo que ellos “…adorarán al Padre en espíritu y en verdad;…” (Juan 4:23), bendito sea Jehová.   Los verdaderos adoradores no necesitan, ni usan, oiga amigo imágenes, ni velas, ni retratos para orar, ellos simplemente usan un corazón contrito y humillado, orando al Padre en el nombre de Jesús, con base en la Palabra de Dios y con la ayuda del Espíritu Santo, alabado sea su Nombre, aleluya, bendito sea Jesús.   La experiencia de Michel Smiely no fue más que una vulgar práctica de santería seudocristiana.  El fraude espiritual se pone en evidencia más aún por el hecho de que su testimonio fue difundido por el departamento de parasicología y ciencias ocultas del proyecto 666.

 

     Ahora escuchen ustedes la revelación que supuestamente el Señor le dio.  Dice que le dijo: “hijo, ha llegado ya el momento de que anuncies al mundo que yo, Jesucristo, Jesús, de la buena esperanza el hijo de Dios con mi bendición, de ayuda y de apoyo, es que tú vas a triunfar en el mundo, porque tú como 666, eres mi representante, gran caballo de batalla para ser justicia en el mundo, y crear ese paraíso que también te inspiro, tu misión en tu mundo material, es ayudarme a crear ese paraíso y para lo cual te voy a dar reino y poder.

 

     Mis carísimos lectores, note esto, con esta oferta de reino y poder que se le ofreció a este caballero y la revelación que recibió, no nos cabe duda de quién estuvo detrás de todo esto.  Mire, la Palabra de Dios con relación al futuro Anticristo que se avecina en Apocalipsis 13:2 nos dice, que: “el dragón, - es decir Satanás -  le dio su poder y su trono, y grande autoridad.”  Sin duda alguna amigos y hermanos, en este señor Michel Smiely, operaba un espíritu diabólico.

 

    Mire amigo, hay gente que pretende ser buena sin Dios, buena sin Dios, y esto es imposible, imposible, porque sólo Dios es bueno, sólo Dios es bueno.   la Biblia dice en Salmos 106:1: “Alabad a Jehová, porque él es bueno; porque para siempre es su misericordia”, bendito sea Jehová.  Tengamos eso claro: sólo Dios es bueno y sólo los que han sido lavados de sus pecados en la sangre del Cordero Jesucristo y han sido transformados sus corazones, por el poder del Espíritu Santo, puede amar el bien y aborrecer la maldad, alabado sea Jehová, aleluya.

 

     Por eso, como dije hace un instante, pretender ser bueno sin Dios es imposible, es una falacia.  El proyecto 666 pretende el bienestar de la humanidad, sin tomar en cuenta a Dios, y en el fondo de todo esto hay una abierta rebelión contra Dios, ¿lo sabía?  Cuando uno lee este documento del proyecto 666, salta a la vista un claro espíritu de soberbia, y de rebelión; incluso hay un fuerte espíritu de blasfemia.   Si no lo creen, observe lo que aparece en las páginas 167 a la página 168 de la primera edición en español, dice y cito:  “Y ante cualquier derrota que podamos tener al enfrentar en el campo de batalla a ese Dios inconsecuente e injusto, pereceremos con la dignidad, el valor, el honor y la conciencia de poder después señalarle en ese supuesto juicio final, en el que seremos condenados y juzgados, que el examinar el destino y el mundo que Él como Dios para nosotros ha creado, nuestra rebelión era un derecho legítimo.  Nuestro desconocimiento y rechazo a su poder y paraíso celestial era una necesidad y nuestra oposición y enfrentamiento a Él como Dios, era también un deber irrenunciable.” ¿Leyeron ustedes eso?   ¡Qué atrevido!

 

     Después este autor acusa a Dios de todos los males de este mundo, y dice con soberbia, cito: “no podíamos aceptar sencillamente las injusticias e irresponsabilidad para las que Él, como Dios nos había creado.  Teníamos entonces como nuestro único camino que elaborar y construir en base a nuestras propias fuerzas, nuestro destino…”, y lea esto amigo y hermano,  como si Cristo no hubiera venido, ni sufrido por esta humanidad para salvarla en la cruz del calvario, este autor ignora totalmente su sacrificio en la cruz, y dice “estábamos solos, abandonados e injustamente abandonados por un destino y voluntad divina que se nos había impuesto de antemano y que nosotros, por ninguna circunstancia podíamos aceptar, ni permitir pasivamente.  Ante tales hechos de nuestra necesidad y deber de religión encontramos nuestro anticristo en la realización y materialización de nuestro proyecto 666…”,   ¿Qué les parece? Encontrar al anticristo equivaldrá entonces a encontrar al salvador.

 

     Amigos y hermanos, Michel Smiely encaja de manera precisa en lo que la palabra profética declara en

1 Juan 2:18, aquí leemos “Hijitos, ya es el último tiempo; y según vosotros oísteis que el anticristo viene, así ahora han surgido muchos anticristos; por esto conocemos que es el último tiempo.”  Amable lector, hace 2,000 años cuando el apóstol Juan escribió estas palabras, fue el inicio de los últimos tiempos, y ahora en este año 2000 que les estoy hablando, es el final de esos últimos tiempos, Aleluya.   Lo sabemos porque por primera vez en la historia ya es factible que un hombre impío domine y engañe al mundo entero.

 

     Por primera vez en la historia de la humanidad es factible, a corto plazo, un nuevo orden económico mundial sin dinero donde nadie podrá comprar ni vender a menos que tenga un número o una marca en la mano derecha o en la frente, tal como Apocalipsis 13:16 lo predice.  Con la computadora y la tecnología de luz infrarroja y la implantación de microchips bajo la piel, y la red informática mundial, todo esto ya es posible.  Cristo ya viene, Cristo la viene, Cristo pronto viene, bendito sea su Nombre. Cristo vendrá primero para arrebatar a sus creyentes y redimidos para el cielo, felizmente un buen día de estos, y después aparecerá el Anticristo predicho en la Palabra, la bestia cuyo número es 666 para engañar y ser adorada por millones que se irán a la eterna perdición del lago que arde con fuego y azufre. ¡Qué  horrible va a ser esto!   

 

     Amigos lectores, hoy día muchos oyen hablar de estas cosas y no creen.  Otros han oído predicar el nombre de Jesús, y no les da la cabeza por abrir una Biblia y leerla.  Mi amigo, si usted es una de esas personas, usted no tendrá excusa, usted no tendrá excusa.   En Juan 3:19-21 leemos: “Y esta es la condenación: que la luz vino al mundo, y los hombres amaron más las tinieblas que la luz, porque sus obras eran malas. Porque todo aquel que hace lo malo, aborrece la luz y no viene a la luz, para que sus obras no sean reprendidas.  Mas el que practica la verdad viene a la luz, para que sea manifiesto que sus obras son hechas en Dios. ¿Oyó usted eso? Jesús dice aquí, “…Mas el que practica la verdad viene a la luz…  ¿Quiere usted practicar la verdad, mi amigo? Entonces crea en Aquel que dijo: “…Yo Soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí.”  (Juan 14.6).  Mi amigo arrepiéntete, cree y entrega tu vida entera al Señor Jesucristo, y escapa por tu vida,  porque sólo Cristo salva, y pronto viene, bendito sea su nombre.

 

     En Marcos 4.22, dice allí Jesús:   Porque no hay nada oculto que no haya de ser manifestado; ni escondido, que no haya de salir a la luz.” No hay nada que esté oculto, y ahora que les estoy hablando, hay personas que en lo oculto, en la oscuridad, están practicando cosas abominables que usted ni se imagina; incluso hay personas, que ahora mismo que les estoy hablando, están invocando a Satanás; están invocando al diablo, hacen reuniones, y en eso están metidos los brujos, metidos los hechiceros, los santeros, los espiritistas, los ocultistas; están invocando los poderes de las tinieblas ahora mismo que les estoy hablando; y no solamente los ocultistas, sino gente que no es ocultista, sino políticos y personas educadas también están invocando al enemigo. 

 

     Si no lo cree voy a darles como ejemplo lo siguiente:  Allá en la década de los años ’60, el que fuera Secretario de la Organización del Tratado del Atlántico Norte en la OTAN, en Europa, el señor Paul-Henri Spaak dijo lo siguiente:  “Estamos cansados de hombres que no aporten soluciones a los grandes problemas y conflictos que desafían a la humanidad. Estamos cansados de ellos.  Necesitamos a alguien que tenga las respuestas, dennos a esa persona, sea Dios o sea el Diablo y lo recibiremos.”  Eso lo dijo Paul-Henri Spaak, exsecretario de la OTAN en la década de los años ’60.  Dennos a una persona que nos resuelva los problemas, y él dijo o que sea Dios o que sea el diablo y lo vamos a aceptar, ¡qué barbaridad!  

 

    Hermanos, cuando usted va al libro de Apocalipsis encontrará que lo segundo es lo que va a hacer esta humanidad, porque hermanos, el mundo va a elegir al Anticristo, es decir al hijo del padre de la mentira y pronto millones, incluyendo mucha gente culta y educada, van a adorar a ambos personajes.  Busque Apocalipsis 13:2, y observe hacia dónde marcha el mundo; éste versículo: dice “Y la bestia que vi era semejante a un leopardo, y sus pies como de oso, y su boca como la boca de león.  Y el dragón le dio su poder y su trono, y grande autoridad”, a este personaje que pronto se va a levantar, y que en Europa alguien lo pidió y lo está esperando.

 

     ¿Cuántos alaban a Dios? Mire cómo las noticias que les he compartido, tienen  un trasfondo bíblico y ya el Señor lo había anticipado de antemano.  Y hay un edificio en Europa donde se están invocando los espíritus, oiga lo que le digo, en preparación y en la espera de la petición de este personaje.  Dice el verso 3, “Vi una de sus cabezas como herida de muerte, pero su herida mortal fue sanada; y se maravilló toda la tierra en pos de la bestia.”  ¿Cuántos se acuerdan del Presidente John F. Kennedy? presidente de los Estados Unidos, ¿cómo murió él? Dice aquí que: “Vi una de sus cabezas herida como herida de muerte,…”; y ¿adónde impactó la bala que mató a Kennedy, dónde la hizo impacto? En la cabeza.

 

     John F. Kennedy fue un presidente muy querido en su época y muy conocido en el mundo; particularmente porque el año 1962 amenazó a la entonces Unión Soviética con atacar con bombas atómicas todo el territorio de Rusia, sino retiraban sus cohetes de Cuba. Y Kennedy dijo, “o ustedes sacan esos cohetes de ahí, que están amenazando la seguridad de los Estados Unidos, o yo los saco y bombardeo Rusia”, y el mundo estuvo en suspenso; y los rusos se retiraron con el rabo entre las piernas.  Pero Kennedy también fue recordado porque fue amigo de la América Latina.  El programa de Alianza para el Progreso que llevó alimentos y leche a muchas escuelas en Panamá, para alimentar a los niños pobres; defensor de los derechos civiles de los negros en Estados Unidos, muy querido Kennedy;  pero un 22 de noviembre del año 62, una bala disparada por un francotirador desde un edificio en Dallas, Texas, hizo impacto en su cabeza y a los dos días murió y todo el mundo lo lloró, y lo sepultaron.

 

     Dicen, he leído, que a Kennedy realmente no lo sepultaron, sino que lo encerraron en una cámara fría y congelaron su cuerpo en la espera de que la ciencia algún día encuentre una cura para una herida de bala en el cerebro, y cuando encuentren esa cura entonces van a descongelar su cuerpo para que él vuelva a la vida. Eso es lo que he leído.  Pero el verdadero Anticristo, hermanos, va a recibir una herida mortal en la cabeza, lo van a proclamar como muerto, pero dice aquí:   Vi una de sus cabezas herida como de muerte, pero su herida mortal fue sanada;…   El anticristo va a recibir una sanidad, una sanidad demoníaca, porque hay milagros verdaderos,  y hay milagros mentirosos como los que van a suceder en los días futuros.  Y como resultado de este milagro mentiroso, este personaje que va a ser declarado como muerto, de repente se recupera de la herida de bala en la cabeza y va a ser proclamado como el hombre que ni la muerte pudo con él, porque como leímos  resucitó y se maravilló toda la tierra en pos de la bestia.

 

     Pero hace 2,000 años hay uno que no sufrió un ataque con una bala en el cerebro, sino que fueron clavadas sus manos y sus pies; se desangró y quedó desfigurado su parecer y su hermosura más que la de los hijos de los hombres.  Murió y resucitó; sufrió por amor, y ascendió a los cielos, y está sentado a la diestra del Padre, y no solamente allá arriba, está sentado en nuestros corazones.  Nos hemos maravillado porque Él si resucitó de verdad, y resucitó por el poder de Dios, Cristo vive, Cristo vive, Cristo Vive; y nosotros nos maravillamos porque Él resucitó, y nos hemos maravillado porque lo que Él hizo, lo hizo por amor, porque no tenía que hacerlo; pero dejó su trono de gloria y vino a esta tierra y se dejó maldecir y escupir, y morir en la cruz como un criminal para poder salvarnos a nosotros.  Y si a otros eso no lo maravilla, a mí eso sí me maravilla, me maravilla el maravilloso amor de Dios.

 

     Jesús fue hecho por nosotros maldición para redimirnos de toda maldición, eso sí me maravilla hermanos, me conmueve; eso me enamora de Él.   Pero este personaje viene, el Anticristo, y experimenta un impacto de bala en la cabeza, dizque muerto, y luego resucita y se maravilla toda la tierra en pos de la bestia; y todas las cadenas de televisión vía satélite y la Internet van a proclamar esta noticia como que este hombre no es un hombre normal es un súper hombre porque ni la muerte lo pudo vencer.

 

    Y en vez de maravillarse de Jesús, que sí conquistó la muerte, el infierno y todos los demonios, en vez de maravillarse por Jesucristo, se maravillará toda la tierra en pos de la bestia.  Dirán: este hombre es invencible, y dirán: ¿quién como la bestia, y quién podrá luchar contra ella? Si ni una bala pudo matarlo, y será tanta la admiración por este personaje que dice la Biblia Apocalipsis 13:4, lea conmigo, esto no lo estoy inventando yo lo dice la Biblia, que le quede claro amigo lo que adoraron al dragón en los cinco continentes, y ¿quién es el dragón?: el diablo, y dice: “y adoraron al dragón  que había dado autoridad a la bestia, y adoraron a la bestia, diciendo: ¿Quién como la bestia, y quién podrá luchar contra ella?”.   

 

     Mire amigo, hacia allá va la humanidad, yo no estoy exagerando.   Cada día los hombres están más lejos de Dios; cada día la humanidad está dándole más las espaldas a Aquél que dio su vida en el calvario.       Cada día hay más maldad, y les voy a decir que ya estos son los tiempos finales; que la maldad se ha multiplicado como en los días de Noé, y en cualquier momento el Señor va a decir, ¡basta, hasta aquí!  Va a sonar la trompeta, “…y los muertos en Cristo resucitarán primero.   Luego nosotros los que vivimos,  los que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos para siempre con el Señor.” (1 Tesalonicenses 4:16-17).  Cristo vive, y Cristo viene pronto a llevar a su pueblo lavado con sangre preciosa, comprado con sangre en la cruz del calvario;  nos va a llevar de aquí, bendito sea el Señor.

 

      Amigo,  allí donde estás ¿por qué no hablas con Dios, tú que aún no has rendido todo tu corazón al Señor?  Ora para ser salvo si el Espíritu Santo te está llamando ahora, dile: “Jesús yo no quiero ser arrastrado con la inmensa mayoría de esta humanidad incrédula al engaño de la bestia y su falso nuevo sistema mundial de perdición.  Yo quiero aceptarte a ti que eres la verdad.  Perdona mis pecados Jesús; lava mis pecados con tu sangre; cambia mi corazón; hazme una nueva persona; salva mi alma con vida eterna ahora; perdona mis pecados y escribe mi nombre en los cielos en tu Libro de la Vida, oh Cordero.  Gracias por salvar mi alma. Señor y ayúdame a vivir para ti fiel todos los días hasta el día que tú vengas a buscar a tu iglesia. Amén  Confiamos que esa haya sido su oración de todo corazón.

 

     Lucas 12:40 exhorta: “VOSOTROS, PUES, TAMBIÉN, ESTAD PREPARADOS, PORQUE A LA HORA QUE NO PENSÉIS, EL HIJO DEL HOMBRE VENDRÁ.

 

 

miércoles, 24 de diciembre de 2014

Decálogo Navideño

Navidad es época de intercambio de regalos. Pero sobre todo es época y oportunidad de humanizarse, hermanarse y agrandarse como persona pues el mismo Dios se hace hombre

DECÁLOGO NAVIDEÑO
Si tienes tristeza, ¡Alégrate!
La Navidad es GOZO
Si tienes enemigos, ¡Reconcíliate!
La Navidad es PAZ
Si tienes amigos, ¡Búscalos!
La Navidad es ENCUENTRO
Si tienes pobres a tu lado, ¡Ayúdalos!
La Navidad es DON
Si tienes orgullosa soberbia, ¡Sepúltala!
La Navidad es HUMILDAD
Si tienes deudas, ¡Págalas!
La Navidad es JUSTICIA
Si tienes maldad y pecado, ¡Arrepiéntete y cambia!
La Navidad es CONVERSIÓN Y GRACIA
Si tienes tinieblas, ¡Enciende tu farol!
La Navidad es LUZ
Si tienes errores, ¡Reflexiona!
La Navidad es VERDAD
Si tienes resentimientos, ¡Olvídalos!
La Navidad es AMOR
 

Biografía de Jesús

Jesús o Jesucristo

(Jesús o Cristo; Belén, h. 6 a. C. - Jerusalén, h. 30 d. C.) Predicador judío fundador de la religión cristiana, a quien sus seguidores consideran el hijo de Dios. El nombre de Cristo significa en griego «el ungido» y viene a ser un título equivalente al de Mesías.
La vida de Jesús está narrada en los Evangelios redactados por algunos de los primeros cristianos. Jesús nació en una familia pobre de Nazaret, hijo de José y de María. Aunque la civilización cristiana ha impuesto la cuenta de los años a partir del supuesto momento de su nacimiento (con el que daría comienzo el año primero de nuestra era), se sabe que en realidad nació un poco antes, pues fue en tiempos del rey Herodes, que murió en el año 4 a.C.
Fueron precisamente las persecuciones de Herodes las que llevaron a la familia, después de la circuncisión de Jesús, a refugiarse temporalmente en Egipto. El relato evangélico rodea el nacimiento de Jesús de una serie de prodigios que forman parte de la fe cristiana, como la genealogía que le hace descender del rey David, la virginidad de María, la anunciación del acontecimiento por un ángel y la adoración del recién nacido por los pastores y por unos astrónomos de Oriente. Por lo demás, la infancia de Jesucristo transcurrió con normalidad en Nazaret, donde su padre trabajaba de carpintero.

El Bautismo de Jesús, de Guido Reni
Hacia los treinta años inició Jesucristo su breve actividad pública incorporándose a las predicaciones de su primo, Juan el Bautista. Tras escuchar sus sermones, Jesús se hizo bautizar en el río Jordán, momento en que Juan le señaló como encarnación del Mesías prometido por Dios a Abraham. Juan fue pronto detenido y ejecutado por Herodes Antipas, lanzándose Jesucristo a continuar su predicación.
Se dirigió fundamentalmente a las masas populares, entre las cuales reclutó un grupo de fieles adeptos (los doce apóstoles), con los que recorrió Palestina. Predicaba una revisión de la religión judía basada en el amor al prójimo, el desprendimiento de los bienes materiales, el perdón y la esperanza de vida eterna.
Su enseñanza sencilla y poética, salpicada de parábolas y anunciando un futuro de salvación para los humildes, halló un cierto eco entre los pobres. Su popularidad se acrecentó cuando corrieron noticias sobre los milagros que le atribuían sus seguidores, considerados como prueba de los poderes sobrenaturales de Jesucristo. Esta popularidad, unida a sus acusaciones directas contra la hipocresía moral de los fariseos, acabaron por preocupar a los poderosos del momento.



Jesús fue denunciado ante el gobernador romano, Poncio Pilatos, por haberse proclamado públicamente Mesías y rey de los judíos; si lo primero era cierto, y reflejaba un conflicto de la nueva fe con las estructuras religiosas tradicionales del judaísmo, lo segundo ignoraba el hecho de que la proclamación de Jesús como rey era metafórica, refiriéndose al «reino de Dios» y sin poner en cuestión los poderes políticos constituidos.
Consciente de que se acercaba su final, Jesús celebró una última cena para despedirse de sus discípulos; luego fue apresado mientras rezaba en el Monte de los Olivos, al parecer con la colaboración de uno de ellos, llamado Judas. Comenzaba así la Pasión de Cristo, proceso que le llevaría hasta la muerte tras sufrir múltiples penalidades; con ella daba a sus discípulos un ejemplo de sacrificio en defensa de su fe, que éstos asimilarían exponiéndose al martirio durante la época de persecuciones que siguió.
Jesús fue torturado por Pilatos, quien sin embargo, prefirió dejar la suerte del reo en manos de las autoridades religiosas locales; éstas decidieron condenarle a la muerte por crucifixión. La cruz, instrumento de suplicio usual en la época, se convirtió después en símbolo básico de la religión cristiana.

El Cristo Crucificado de Velázquez
Los Evangelios cuentan que Jesucristo resucitó a los tres días de su muerte y ascendió a los cielos. Judas se suicidó, arrepentido de su traición, mientras los apóstoles restantes se esparcían por el mundo mediterráneo para predicar la nueva religión; uno de ellos, Pedro, quedó al frente de la Iglesia o comunidad de los creyentes cristianos, por decisión del propio Jesucristo. Pronto se incorporarían a la predicación nuevos conversos, entre los que destacó Pablo de Tarso, que impulsó la difusión del cristianismo más allá de las fronteras del pueblo judío.
La obra de Pablo hizo que el cristianismo dejara de ser una secta judía cismática y se transformara en una religión más universal; la nueva religión se expandió hasta los confines del Imperio Romano y más tarde, desde Europa, se difundió por el resto del mundo, convirtiéndose hasta nuestros días en la religión más extendida de la humanidad (si bien se encuentra dividida en varias confesiones, como la católica romana, la ortodoxa griega y las diversas protestantes).

https://www.youtube.com/watch?v=-RdqItR7qFk

 

domingo, 7 de diciembre de 2014

Madre Citas Bíblicas



A continuación una serie de citas bíblicas orientados a la madre:
Ejemplos de amor maternal:

El amor de Agar por su hijo
Génesis 21:16
“y se fue y se sentó enfrente, a distancia de un tiro de arco; porque decía: No veré cuando el muchacho muera. Y cuando ella se sentó enfrente, el muchacho alzó su voz y lloró”.

La Madre de Moisés
Éxodo 2:3
“Pero no pudiendo ocultarle más tiempo, tomó una arquilla de juncos y la calafateó con asfalto y brea, y colocó en ella al niño y lo puso en un carrizal a la orilla del río”.

La Madre de Samuel
1 Samuel 2:19
“Y le hacía su madre una túnica pequeña y se la traía cada año, cuando subía con su marido para ofrecer el sacrificio acostumbrado”.

El amor de Rizpa por sus hijos
2 Samuel 21: 9, 10
“y los entregó en manos de los gabaonitas, y ellos los ahorcaron en el monte delante de Jehová; y así murieron juntos aquellos siete, los cuales fueron muertos en los primeros días de la siega, al comenzar la siega de la cebada.
Entonces Rizpa hija de Aja tomó una tela de cilicio y la tendió para sí sobre el peñasco, desde el principio de la siega hasta que llovió sobre ellos agua del cielo; y no dejó que ninguna ave del cielo se posase sobre ellos de día, ni fieras del campo de noche”.

La madre en tiempos de Salomón
1 Reyes 3:26
“6Entonces la mujer de quien era el hijo vivo, habló al rey(porque sus entrañas se le conmovieron por su hijo), y dijo: ¡Ah, señor mío! dad a ésta el niño vivo, y no lo matéis. Mas la otra dijo: Ni a mí ni a ti; partidlo”.

La madre sunamita
2 Reyes 4: 20
“Y habiéndole él tomado y traído a su madre, estuvo sentado en sus rodillas hasta el mediodía, y murió”

El amor inolvidable de madre
Isaías 49:15
“¿Se olvidará la mujer de lo que dio a luz, para dejar de compadecerse del hijo de su vientre? Aunque olvide ella, yo nunca me olvidaré de ti”.

La madre cananea
Mateo 15:22
“Y he aquí una mujer cananea que había salido de aquella región clamaba, diciéndole: ¡Señor, Hijo de David, ten misericordia de mí! Mi hija es gravemente atormentada por un demonio”.

La madre de Jesús
Juan 19: 25
“Estaban junto a la cruz de Jesús su madre, y la hermana de su madre, María mujer de Cleofas, y María Magdalena”.
Madres Piadosas

Sara
Génesis 21: 6
“Entonces dijo Sara: Dios me ha hecho reír, y cualquiera que lo oyere, se reirá conmigo”.

Ana
1 Samuel 1:22
“Pero Ana no subió, sino dijo a su marido: Yo no subiré hasta que el niño sea destetado, para que lo lleve y sea presentado delante de Jehová, y se quede allá para siempre”.

Elisabet
Lucas 1:41
“Y aconteció que cuando oyó Elisabet la salutación de María, la criatura saltó en su vientre; y Elisabet fue llena del Espíritu Santo”.

Maria
Lucas 1:46
“Entonces María dijo: Engrandece mi alma al Señor”.

Eunice
2 Timoteo 1: 5
“trayendo a la memoria la fe no fingida que hay en ti, la cual habitó primero en tu abuela Loida, y en tu madre Eunice, y estoy seguro que en ti también”.

jueves, 27 de noviembre de 2014

BIBLIA


http://www.youtube.com/watch?v=2EhdK_dwvoY


CLASIFICACION DE LOS 66 LIBROS DE LA BIBLIA.
ANTIGUO TESTAMENTO.
LA LEY - 5 Libros (Génesis, Exodo, Levítico, Números, Deuteronomio).
HISTORIA DE LA LEY - 12 Libros (Josué, Jueces, Rut, I y II Samuel, I y II Reyes, I y II Crónicas, Esdras, Nehemías, Ester).
POESIA - 5 Libros (Job, Salmos, Proverbios, Eclesiastés, Cantares).
PROFETAS MAYORES - 5 Libros (Isaías, Jeremías, Lamentaciones, Ezequiel, Daniel).
PROFETAS MENORES - 12 Libros (Oseas, Joel, Amós, Abdías, Jonás, Miqueas, Nahum, Habacuc, Sofonías, Hageo, Zacarías, Malaquías).
 
NUEVO TESTAMENTO.
EVANGELIOS - 4 Libros (Mateo, Marcos, Lucas, Juan).
INICIA LA IGLESIA - 1 Libro (Hechos).
EPISTOLAS PAULINAS - 13 Cartas (Romanos, I y II Corintios, Gálatas, Efesios, Filipenses, Colosenses, I y II Tesalonicenses, I y II Timoteo, Tito, Filemón).
EPISTOLAS GENERALES - 8 Cartas (Hebreos, Santiago, I y II Pedro, I, II y III Juan, Judas).
REVELACIONES - 1 Libro (Apocalipsis).
 
 
 

viernes, 10 de octubre de 2014

Discípulos


Discípulo es un término que tiene su origen en un vocablo latino y que sirve para referirse a un individuo que sigue una determinada doctrina.

Para que exista un discípulo (o seguidor) es necesario que exista un maestro (o líder). El maestro le inculca a su discípulo una determinada doctrina, línea de pensamiento o estilo artístico intentando guiarlo en su crecimiento. Esta enseñanza puede hacerse de forma directa: hablando con él y corrigiéndolo cuando su accionar se contrapone a los principios de la doctrina; o indirectamente: a través de sus obras (un discípulo de Goya puede ser alguien que haya nacido en otra época que intente seguir sus pasos, emulando su estilo creativo).

En el habla coloquial suele utilizarse este concepto también como sinónimo deaprendiz, alumno o estudiante. Por ejemplo: “El artista francés está considerado como uno de los principales discípulos de Gerhard Richter”, “El escultor siempre se encarga de resaltar que no tiene ningún discípulo ya que, según afirma, nadie logró captar la esencia de su obra”, “Te presento a mi discípulo: él es el mejor alumno de mi taller literario”.

Como dijimos antes, un discípulo puede estar ligado a una determinada corriente o escuela aunque viva en tiempos posteriores a los vividos por el maestro. En ese sentido se entiende que Albert Camus haya sido discípulo de Friedrich Nietzsche, e incluso que este tuviera muchos discípulos no contemporáneos.

Los discípulos de Jesucristo

Los discípulos de Jesucristo fueron los doce apóstoles  escogidos por el propio Jesús para que lo ayudasen a predicar su palabra y difundir sus ideas religiosas.

Estos primeros discípulos no solo lo acompañaron durante su vida sino que permanecieron a su lado, cumpliendo sus mandatos, después de que Jesús muriera. Entre ellos había dos que eran los que, según se registra en los evangelios, tenían un trato más cercano con Jesús; se llamaban Juan y Pedro. Los diez restantes eran Simón, Andrés, Jacobo, Felipe, Bartolomé, Tomás, Mateo, Tadeo, Simón el cananita, y Judas Iscariote.
Cuando Jesús murió, los discípulos formaron un grupo selecto de seguidores que continuaban divulgando lo aprendido de su maestro. Vivían todos juntos y se los conocía, y así pasaron a la posteridad, como la “Primera Comunidad Cristiana“.

La base fundamental de esta comunidad era la caridad. Todos los bienes se compartían al igual que se compartía la comida y lo cosechado. Eran como una gran familia donde no existían jerarquías y donde todos procuraban poner de su parte para que los demás estuvieran bien. El lema fundamental era trabajar juntos por el bien común a la vez que servían a Cristo, difundiendo su palabra por toda la región. Cabe mencionar que esta primera comunidad también contó con la presencia de María (la madre de Jesús) y María Magdalena.

Esta primera comunidad fue un ejemplo de vida en sociedad, al que muchas ideologías religiosas y no religiosas han intentado igualar. Un caso semejante es el de los Kibuts en las comunidades judías: donde la unidad y el bien común eran el principal sustento de estos grupos. Como caso no religioso podemos nombrar el comunismo, que intentó basarse en esos mismos principios, pero en este caso, el experimento no tuvo resultados positivos.

Pese a lo que narran los evangelios, se tienen muchas dudas respecto a si realmente esta vida tal cual se la describe en ellos fue posible, teniendo en cuenta lo ambiciosa y egoísta de la naturaleza humana.

En la actualidad el concepto de discípulos de Jesús se ha ampliado para denominar a todos los cristianos, por tener en común con esos apóstoles el seguimiento de Cristo y la divulgación de su evangelio.

Es importante tener en cuenta que muchos otros líderes religiosos o espirituales, como Mahoma, Buda o Confucio, también han tenido o tienen discípulos ya que son considerados como maestros o guías.





 
"¿Quiénes fueron los doce (12) discípulosapóstoles de Jesucristo?"
 
La palabra “discípulo” significa “aprendiz” o “seguidor”. La palabra “apóstol” se refiere a “uno que es enviado”. Mientras Jesús estuvo en el mundo, los doce fueron llamados discípulos. Los 12 discípulos siguieron a Jesucristo, aprendieron de Él, y fueron entrenados por Él. Después de la resurrección y ascensión de Jesús, Él envió fuera a sus discípulos para convertirse en Sus testigos (Mateo 28:18-20; Hechos 1:8). Entonces ellos fueron conocidos como los doce apóstoles. Sin embargo, aún cuando Jesús aún estaba todavía en el mundo, los términos “discípulos” y apóstoles” fueron utilizados indistintamente, mientras eran entrenados y enviados por Jesús.

Los doce discípulos / apóstoles originales están registrados en
Mateo 10:2-4, “Los nombres de los doce apóstoles son estos: primero Simón, llamado Pedro, y Andrés su hermano; Jacobo hijo de Zebedeo, y Juan su hermano; Felipe, Bartolomé, Tomás, Mateo el publicano, Jacobo hijo de Alfeo, Lebeo, por sobrenombre Tadeo, Simón el cananita, y Judas Iscariote, el que también le entregó.” La Biblia también nombra a los 12 discípulos / apóstoles en Marcos 3:16-19 y Lucas 6:13-16. Comparando estos tres pasajes, hay un par de pequeñas diferencias en los nombres. Parece que Tadeo también era conocido como “Judas, hermano de Jacobo” (Lucas 6:16) y Lebeo (Mateo 10:3). Simón el Zelote también era conocido como Simón el cananita (Marcos 3:18). Judas Iscariote, quien traicionó a Jesús, fue reemplazado por Matías entre los doce apóstoles (ver Hechos 1:20-26). Algunos maestros bíblicos “invalidaron” a Matías como miembro de los 12 apóstoles, y en su lugar creyeron que el apóstol Pablo fue elegido por Dios para reemplazar a Judas Iscariote como el doceavo apóstol.

Los doce discípulos / apóstoles fueron hombres ordinarios, a quienes Dios utilizó de una manera extraordinaria. Entre los 12 había pescadores, un cobrador de impuestos y un revolucionario. Los Evangelios registran las constantes caídas, luchas y dudas de estos doce hombres que siguieron a Jesucristo. Después de ser testigos de la resurrección y ascensión de Jesús al Cielo, el Espíritu Santo transformó a los discípulos / apóstoles en poderosos hombres de Dios, quienes “trastornaron al mundo entero” (
Hechos 17:6). ¿Cuál fue el cambio? Los 12 apóstoles / discípulos “habían estado con Jesús” (Hechos 4:13). ¡Ojalá se diga lo mismo de nosotros!